sábado, 18 de julio de 2009

aclarando la situación

La publicación de "the sweet devil inside" ha generado una confusión, que hasta cierto punto es lógica, y pretendo aclarar un poco el panorama a a l@s interesad@s.

En primer lugar debo decir que la relación con la gata spandex no es virtual, ella es una compañera de trabajo de un proyecto en el que participé. Si están interesad@s en conocer de cerca la situación, la narré con más detalle en los 42 posts llamados: "el comienzo del año día #". Aunque dudo que decidan leerlos por cortos que puedan ser, ahí los dejo.

Cuando se habla de sexo, o incluso insinuándolo, la reacción de las personas es interesante, siempre va a ser un tema complicado para la humanidad. Las repuestas que recibí fueron my divertidas y las agradezco.

Sin embargo no fui lo suficientemante hábil con la pluma para dar a entender que, aunque nos conozcamos en persona, en ocasiones somos mas sinceros detrás de la pantalla. Con la spandex (en vivo y en directo) llegamos a coquetear, pero nunca nos dijimos nada subido de tono. En cambio en el chat el asunto cambió un poco, nos dimos a conocer de otra manera.

Seguramente cuando nos veamos personalmente de nuevo no seremos tan arriesgados, pero nos conoceremos un poco más y mejor. Ya les contaré.

jueves, 16 de julio de 2009

the sweet devil inside

Siempre me ha gustado la vida de ermitaño huraño. La paso muy bien entre mis guitarras, teclados, micrófonos, mis composiciones, grabaciones y demás parafernalia necesaria para el rito de la música. Para descansar veo películas y leo libros. Todo muy bien, qué tipo tan espiritual (dirán ustedes), pero la verdad es que, aunque se intente, no siempre se logra ser un monje budista.

En ésta semana de hacer lo que se me antoja, me he percatado de que llevo más de tres meses sin tener sexo. Perdón por la sinceridad, pero no lo había notado por el exceso de trabajo y los líos con mi novia. Sí, recordé al sweet devil inside que tiene la tendencia a ser un alborotador. Es posible que me equivoque, pero creo que las mujeres están mejor preparadas para estos asuntos (entre muchos otros) del celibato, pero para mi no es nada fácil.

Además he chateado casi a diario con la gata spandex y hemos llegado a unos comentarios agradablemente subidos de tono, que seguramente no haríamos en persona. Y la conclusión es que sigo delante de una pantalla de computadora con el diablo adentro logrando llevarse mi atención.

De momento intentaré hacer de tripas corazón y del sexo una ilusión. ¿Sugerencias?¿Ayuda de alguna índole?

PD: no te preocupes Nano Laguna, estoy revisando el material para enviarte, ¿pero que hago para no perder la concentración cuando el refrescante turururú del messenger anuncia la llegada de la spandex?

lunes, 13 de julio de 2009

para romper el círculo, ya veremos

Después de notar que mi vida no estaba en su mejor momento de sincronismo, decidí hacer algo al respecto. Girar a la izquierda. Si las cosas no funcionan bien, o por lo menos como esperas, es mejor romper el círculo.

Dos meses después de haber comenzado el proyecto, la perspectiva no era clara, asi que el martes de la semana pasada renuncié a mi trabajo. El jefe fue muy comprensivo y me pidió que mantuvieramos el vínculo laboral de alguna manera. Le respondí que me dedicaría a la música únicamente, la dirección y realización de series de televisión pasarán a un segundo plano, el estuvo de acuerdo. Ya veremos.

La gata spandex será quién me remplace, está un poco asustada e insegura, pero a la larga le atrae el reto. Sin embargo no apostaría que soporte el modo de trabajo del jefe por más de dos meses. Su despedida fue tierna y me pidió que la visitara por lo menos dos veces por semana. Ya veremos.

También decidí terminar con mi novia, aunque no tengo idea de cómo vamos a mantener una mecánica de vida pues compartimos el apartamento. ¿Será que es posible vivir como en Friends, la serie gringa que nunca me gustó? Ya veremos.

De momento estoy atrincherado en mi estudio retomado grabaciones con los atarbanes, y decidido a sacar adelante mi empresa de producción de video y música. Ya veremos.

lunes, 6 de julio de 2009

de la sincronía y el mal ánimo

Debo comenzar diciendo, aunque suene un poco rosado, que creo en la ley de causa y efecto. ¿Porqué? Sencillamente me parece lógico, el problema es que el asunto puede terminar en la teoría del caos, con la pequeña mariposa agitando las alas y en las antípodas alguien soportando tus vientos huracanados.

Lo que me lleva a preguntarme lo siguiente: ¿acaso tengo un aluvión de pequñas mariposas en mis antípodas para encontrarme como estoy?¿Será posible que descansen por un rato para alcanzar a poner mis cosas en orden?¿Es acaso el momento ideal para superar una prueba del espíritu? El cuento es viejo y conocido, a todos nos a pasado alguna vez y luego lo sobrellevamos. ¿Pero que pasa cuando volvemos al mismo punto?

También creo en la sincronía. Pero parece que no fuera músico, porque no logro darle orden a nada de lo que está pasando. En fin (para no dar mas lata) voy a intentar tomarlo con tranquilidad y no buscar una gran solución, sino una sucesión de pequeñas soluciones. A ver si soluciono el acertijo.

Sin embargo cada vez que veo una mariposa me dan escalofríos.