miércoles, 8 de septiembre de 2010

un segundo ... ¡y olé!

Luego de un inmerecido descanso por tierras australes me siento frente al teclado nuevamente, ahora con una nueva vida por delante, es incomprensible cómo cambia la vida en un segundo, literalmente hablando, un segundo es todo lo que lleva cambiar tu vida, y eso está bien.

Ese cambio de vida me ha dejado un tanto perplejo frente a las acciones que debo tomar, el riesgo entre otras cosas es necesario para saber de una vez por todas si vale la pena continuar haciendo lo que haces, o si cambias de dirección, de nuevo, un segundo es suficiente.

Como creo en la sincronía debo agradecer un video publicado por mónica de los siete infiernos, en el que una escritora responde ante una audiencia porqué sigue escribiendo, a pesar de todo lo que eso conlleva. Entre otras cosas narró el origen de la expresión española olé utilizada en la tauromaquia, es una ligera deformación de alá (dios), imagino que tan sólo fue un segundo el necesario para pasar de ser una respetuosa expresión de los moros invasores  a convertirse en un grito de orgulloso júbilo.

Horas después de aquel segundo inolvidable, sigo tranquilo, confiado, incluso arrogante. Pues al riesgo... olé.

4 comentarios:

Mónica de los Siete Infiernos dijo...

Bueno, que si tienen que funcionar esos cambios, lo harán.

¡Me alegro te haya gustado el video! :D

Campanula dijo...

Me alegro por vos :)
un enorme abrazo

Gabriel Cruz dijo...

Qué padre que hayas encontrado un segundo aliento en las cosas, ahora ha ponerle todos los kilos a lo que viene :D
Interesante el origen de la palabra Ole, es curioso de dónde vienen las palabras, y más curioso que esta tenga un origen de verdad divino.
¡¡Saludos Aguijon!!...

Mireya Huerta dijo...

Suerte con los cambios :)